Featured

Aseguran que el toque de Hector El Father es ‘antibíblico’

HECTOREXCLUSIVO
En el mes de Marzo, subimos un video el cual muestra a Hector El Father tocando la frente de varios jovenes, supuestamente para quitar los demonios de estos. Le pusimos al titulo del video ‘Hector El Father hace varios exorcismos con solo tocar la frente de varios jovenes’, pues porque eso es lo que parece.

Pero, según la revista Fuerza Latina Cristiana, “quienes son evangélicos, obviamente lograrán distinguir que él lo que está haciendo es imponiendo la manos y no expulsando demonios”. Otros no estan muy de acuerdos con esto y aseguran que este acto es antibíblico.

“La imposición de manos sí es Bíblica, pero para encomendar a alguien al ministerio, o para orar a Diós pidiendo sanidad por esa persona. Lo triste de la historia de Hector es que este impone las manos al estilo de Kathryn Kuhlman, la mujer infiltrada del catolicismo, con poderes siquicos (demoniacos) que imponía las manos y la gente se caía para atrás. Hace más de 50 años esta mujer introdujo esta práctica antibíblica a algunos grupos pentecosteses, y hoy en día muchos carismáticos y otros grupos, entre ellos algunos pobres cristianos mal informados, también lo hacen”. escribió Miguel, cristiano seguidor de la revista.

“Con un solo toque las personas se desploman y comienzan a gritar, otras a temblar y otras simplemente caen como si sufrieran un desmayo. Esto no tiene ningún respaldo bíblico , ya que no es la genuina manifestación del Espíritu Santo , sino mas bien acciones sugestivas en cubiertas que los incautos sin conocimiento bíblico, sin formación como corresponde, se dejan llevar por emociones de carácter irracional, en donde el enemigo cobra fuerzas por estos ‘convertidos’ a medias, a quienes exaltan en forma sutil. Todo esto es fuego extraño que nuestro Diós no tolera , sino mas bien son dignos de muerte quienes se complacen en esto, mas la Sana Doctrina sigue en pie, mediante el legado Apostólico”, aportó también Abdon Alarcon.

Comments

LO MÁS VISTO

To Top